Ir al contenido principal

Breves leccións de economía...

Hai tempo que lin este conto, e xa daquela gustárame ben. Hoxe recibino novamente no meu correo e decidín compartilo aquí con aqueles de vós que aínda non o teñades visto. Son distintos modelos económicos resumidos nun par de frases e que recollen a esencia ás veces bastante mellor que grosos e eruditos tratados teóricos...

Persoalmente, fanme máis chiste os modelos do burocratismo, economía iraquí e capitalismo moderno.


Socialismo: Tú tienes 2 vacas. El estado te obliga a darle 1 a tu vecino.


Comunismo: Tú tienes 2 vacas. El estado te las quita y te DA algo de leche.


Fascismo: Tú tienes 2 vacas. El estado te las quita y te VENDE algo de leche.


Nazismo: Tú tienes 2 vacas. El estado te las quita y te dispara en la cabeza.


Burocratismo: Tú tienes 2 vacas. El estado te pierde una, ordeña la otra y luego tira la leche al suelo.


Capitalismo tradicional: Tú tienes 2 vacas. Vendes una y te compras un toro. Haces más vacas. Vendes las vacas y ganas dinero. Luego te jubilas rico.


Capitalismo moderno: Tú tienes 2 vacas. Vendes 3 de tus vacas a tu empresa que cotiza en bolsa mediante letras de crédito abiertas por tu cuñado en el banco. Luego ejecutas un intercambio de participación de deuda con una oferta general asociada con lo que ya tienes las 4 vacas de vuelta, con exención de impuestos por 5 vacas. La leche que hacen tus 6 vacas es transferida mediante intermediario a una empresa con sede en las Islas Cayman que vuelve a vender los derechos de las 7 vacas a tu compañía. El informe anual afirma que tu tienes 8 vacas con opción a una más. Coges tus 9 vacas y las cortas en trocitos. Luego vendes a la gente tus 10 vacas troceadas. Curiosamente durante todo el proceso nadie parece darse cuenta que, en realidad, tú sólo tienes 2 vacas.

Economía japonesa: Tú tienes 2 vacas. Las rediseñas a escala 1:10 y que te produzcan el doble de leche. Pero no te haces rico. Luego ruedas todo el proceso en dibujos animados. Los llamas ‘Vakimon’ e incomprensiblemente, te haces millonario.


Economía alemana: Tú tienes 2 vacas. Mediante un proceso de reingeniería consigues que vivan 100 años, coman una vez al mes y se ordeñen solas. Nadie cree que tenga ningún mérito.


Economía rusa: Tú tienes 2 vacas. Cuentas y tienes 5 vacas. Vuelves a contar y te salen 257 vacas Vuelves a contar y te salen 3 vacas. Dejas de contar vacas y abres otra botella de vodka.


Economía china: Tú tienes 2 vacas. Tienes a 300 tíos ordeñándolas. Explicas al mundo tu increíble ratio de productividad lechera. Disparas a un periodista que se dispone a contar la verdad.


Capitalismo americano: Tienes dos vacas. Vendes una y fuerzas a la otra a producir la leche de cuatro vacas. Te

quedas sorprendido cuando ella muere.


Economía iraquí: Tú no tienes vacas. Nadie cree que no tengas vacas, te bombardean y te invaden el país. Tú sigues sin tener vacas.


Economía india: Tú tienes 2 vacas. Las pones en un altar para adorarlas. Después sigues comiendo arroz al curry.


Economía suiza: Hay 5000000000 vacas Es obvio que tienen dueño pero nadie parece saber quién es.


Economía francesa: Tú tienes 2 vacas. Entonces te declaras en huelga, organizas una revuelta violenta y cortas todas las carreteras del país, porque tú lo que quieres son 3 vacas.


Economía neozelandesa: Tú tienes 2 vacas. La de la izquierda te parece cada día más atractiva.


Capitalismo italiano: Tienes dos vacas. Una de ellas es tu madre, la otra tu suegra, ¡¡maledetto!!!


Capitalismo británico: Tienes dos vacas. Las dos están locas.


Economía española: Tú tienes 2 vacas, pero no tienes ni idea de donde están. Pero como ya es viernes, te bajas a desayunar al bar que tienen el Marca. Si acaso, ya te pondrás a buscarlas el miércoles después del puente de San Aniceto.

Comentarios

  1. Buenísimo! Había leído una versión reducida. Oye te acuerdas de aquel asunto de Fermín Bouza, y un seminario, y tu amigo que tenía contacto directo con él, etc, etc.?

    ResponderEliminar
  2. Fáltache a economía galega:
    Ti tes 2 vacas, (ou 20, tanto ten), e, se queres vivir delas, morres de fame.
    Mentres, os intermediarios fanse ricos á túa conta.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

La victoria de Pedro Sánchez en las primarias: cuatro lecciones para la estrategia política

El largo proceso interno que ha vivido el PSOE durante este último año, desde las elecciones generales de junio de 2016 hasta la clara victoria de Pedro Sánchez en las elecciones primarias de mayo de 2017, nos permite extraer cuatro importantes lecciones para la estrategia política.
Primera lección: la importancia de un buen relato. Pocas cosas hay más poderosas en estrategia política que tener un relato coherente, creíble y emotivo. Pedro Sánchez lo ha tenido: lo ha construido y se lo han construido. Tras las elecciones de junio de 2016, hizo del “no es no” su bandera: no se podía apoyar, por activa o por pasiva, la formación de un gobierno integrado por un partido que representaba, en resumen, la corrupción y los recortes. Esta postura conectaba con la gran mayoría de la militancia socialista. Cuando el aparato de su propio partido se lo sacó de en medio y la gestora impuso la abstención, Pedro Sánchez optó por dimitir para no traicionar su palabra, pero también para no desobedecer al…

TAN INESPERADO COMO CONTUNDENTE O DE CÓMO EL PP SE COME AL BIPARTITO A LAS PRIMERAS DE CAMBIO. REFLEXIONES A PARTIR DE LAS ENCUESTAS

Empecemos por el principio: nadie fue capaz de prever lo que ocurrió el 1 de marzo en Galicia. Todas las encuestas daban por segura la reedición de la victoria de 2005: la duda estaba en si BNG y PSOE aumentarían o sólo lo haría uno de ellos. En particular, nuestras encuestas daban un estancamiento del BNG (se mantenía en 13) y un aumento del PSOE que oscilaba entre los 2 y los 3 escaños, que eran los que perdería el PP.
Por tanto, el juego de los analistas políticos desde la noche del 1 de mazo ha sido similar al de los analistas de Bolsa cada tarde: explicar por qué ocurrió lo que ocurrió, teniendo la absoluta certeza de que esa misma mañana no tenían ni flores de qué iba a ocurrir ni por qué iba a ocurrir: maravillosa “ciencia” esa que se limita a explicar el devenir de las cosas una vez ocurren....
En fin, que nada científicamente fundado hacía presagiar la debacle que se avecinaba. No obstante, las encuestas ofrecían ciertos datos para la reflexión, pero casi nadie reparó en ellos.

En memoria de Manoli Pérez Sequeiros

Estaba entrando en el coche. Acababa de salir de la piscina. Eran las nueve menos veinte. Tenía una llamada perdida de Mari Carmen de una hora antes. “Qué raro, si hoy sale a las diez”, pensé. Llamé suponiendo que no me cogería, pero después de varios tonos descolgó. “Hola”, estaba seria. “Hola, ¿pasó algo?", pregunté. No recuerdo bien sus palabras anteriores, sólo cuando dijo “Murió Manoli”. Fue como recibir un puñetazo en la boca del estómago. “¿Qué Manoli?”, pregunté estúpidamente. Cuando me confirmó lo obvio, traté de imaginar que era un error, que estaba en el hospital, que aún había alguna esperanza.

Uno siempre siente tristeza cuando se muere un ser querido. Si además lo hace antes de tiempo y de modo totalmente imprevisto, a la tristeza se suma un sentimiento de total impotencia y de profunda pena. Por no haberte despedido, por no haber hecho aquella llamada, por no haber hablado más, por no haber disfrutado más de su presencia... En momentos como este, uno siente un inte…